Menu

Ahora van por la joyas de los abuelos

28 mayo, 2016 - 1. Actualidad Nacional, 3. Economía y Finanzas
Ahora van por la joyas de los abuelos

Con bombos y platillos se anuncian medidas de alto impacto para el sector pasivo sin ningún viso de sustentabilidad. Una jugarreta mas con que el gobierno intenta acallar el descontento popular, en un sector tan sensible como son los jubilados. Si hasta ayer  solo se los podía compensar con una paupérrima devolución del IVA de hasta $ 300.-, ahora se lanzan y anuncian aumentos del 45% en los haberes.

La receta mágica esgrimida es el blanqueo de capitales. Una medida de por si resistida, que consiste en favorecer a los que evadieron impuestos  premiándolos con la posibilidad de “sincerar su acreencias”. Los números no cierran por ningún lado, salvo, claro está por otro condimento que consiste en meter mano en el “Fondo de Garantía de Sustentabilidad”, ni mas ni menos que los ahorros que tiene el sistema jubilatorio para garantizar su funcionamiento. Ni mas ni menos que “las joyas de los abuelos”

Intentaré exponer a continuación las falacias de las matufias del gobierno.

Los anuncios apuntan a que los fondos del blanqueo irán para la Anses.  ¿De cuanta plata estamos hablando?, porque pareciera que destinarán los  optimistas 20.000 millones de dólares para ese fin. Es falso, ya que los fondos “blanqueados les quedarán a sus blanqueadores”, o sea los evasores que tendrán que pagar al Estado alrededor del 10% como para salvar sus culpas. Es decir que el Estado recaudará, por única vez, un monto que en el mejor de los casos será de 2.000 millones de dólares.

Cuanto representan estos fondos adicionales en las cuentas de la Anses. Haciéndolo simple, nada o casi nada.

Un universo de 8.000.000 de jubilados y pensionados a un haber promedio de $ 7000. arroja una erogación mensual de $ 56.000.000.000.- equivalentes a U$S  4.000. mil millones mensuales.

El aumento del 45% alcanzará a 2.000.000 de jubilados, esto es el 25% de la masa total, la incidencia sobre el total de la masa jubilatoria será del 11.25%

Los fondos que desinteresadamente ofrece el plan,  solo alcanzará a cubrir un poco mas de 8 meses del aumento prometido.

Y como se aclarara anteriormente es por única vez.  Para que un programa sea sustentables sus ingresos tienen que ser permanentes.

O sea, como  los fondos no van a alcanzar, entonces ¿como van a financiar el sistema?. Fácil, del Fondo de Garantía o con las joyas de la abuela.

Astutamente nos quieren hacer creer que van a ser con las rentas que estos fondos generan, otra falsedad, ya que los fondos producen rentas en moneda corriente, que si le detraemos el deterioro por inflación, se diluyen hasta hacerlas inexistentes.

Entonces, y aquí viene la verdadera intención del gobierno es eliminar el Fondo de Garantía liquidando sus tenencias, principalmente las acciones de sus amigos que el Estado tiene en cartera.

Es la maniobra mas sucia que la delincuencia en el poder puede llevar a cabo, utilizando el legítimo derecho que tienen los jubilados, engañándolos y engañándonos, para llevar a cabo el proceso  mas grande de defraudación  que se recuerde de la historia contemporánea.

Las joyas de los abuelos a que hago referencia rondan los U$S 45.000.000.000 y son los recursos con que el Estado mafioso quiere echar mano para repartir entre sus secuaces, ya sea devolviéndoles sus acciones, o comprándoles voluntades a gobernadores y senadores con el 15% de la coparticipación que la justicia cómplice ordenó devolverles.

Una aclaración adicional, el fondo de garantía equivalen el valor de 12 meses en el pago de haberes.

El verdadero objetivo es que se blanquearán fondos para incrementar las reservas y así  facilitar la fuga de divisas del país, se devolverán las acciones a sus dueños  y a cambio de ello se destruirá todo el sistema previsional argentino.

A esta altura cae de maduro que un aumento en la edad jubilatoria no tardará en llegar.

Una jugada desesperada que intenta sustituir los capitales del exterior que por ahora no llueven por la plata de los abuelos.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *